Filomanía Barcelona: ¿La felicidad cómo meta o cómo camino?

Comenzamos 2017 listos para compartir otro Café Filomanía. Os esperamos el  jueves 12 de enero a las 19h en El Corte Inglés, Avinguda Portal de l’Àngel, 19 (Planta 6) para seguir reflexionando en grupo.

El tema: ¿La felicidad cómo meta o cómo camino?

Coordina: Jaume Sabater

¡No os lo perdáis!

Share

Filomanía Alcobendas: Lo correcto y lo incorrecto

Os invitamos a compartir nuestro próximo Filomanía el jueves 19 de enero a las 19h. en el Centro de Arte Alcobendas (3ºplanta) y disfrutar de otra sesión de reflexión filosófica y dar la bienvenida al 2017!

El tema: Lo correcto y lo incorrecto.

Coordina: Ángel Carrasco Campos

¡Os esperamos!

Share

¡Bienvenido 2017!

Por un 2017 de muchos Filomanía!

Share

Filomanía Alcobendas: ¿Espiritualidad o religión?

Os esperamos el jueves 15 de diciembre a las 19h. en el Centro de Arte Alcobendas para compartir nuestra próxima cita de Café Filomanía y despedir el año con un brindis.

El tema: ¿Espiritualidad o religión?

¡Nos vemos!


Share

Filomanía Alcobendas: ¿Vamos a mejor?

Os invitamos a nuestro próximo café filosófico el jueves 17 de noviembre a las 19h en el Centro de Arte Alcobendas para seguir compartiendo ideas, indagar, profundizar y aprender del diálogo con los demás.

El tema: ¿Vamos a mejor?

Coordina Ángel Carrasco Campos.

¡No os lo perdáis!

Share

La cultura del miedo

Jueves 29 de septiembre de 2016: Filomanía arranca una nueva temporada en el Centro de Arte de Alcobendas. Será este nuestro sexto año acompañados de un buen número de filomaníac@s que, cada mes, deciden filosofar en buena compañía. En esta ocasión se unen algunos nuevos participantes: todo el mundo es bienvenido a este espacio abierto para la reflexión colectiva.

El tema que nos une para este encuentro es el de “Cultura del miedo” y para iniciarlo, como viene siendo habitual, se arranca con la ayuda de algunos materiales. Comenzamos por la lectura de un breve fragmento de “Anatomía del miedo” de J. A. Marina, que nos ayudaba a enfocar elementos como la utilidad o inutilidad del miedo, o el hecho en sí de que podamos incluso hacer del miedo un tema de reflexión:

Vivimos entre el recuerdo y la imaginación, entre fantasmas del pasado y fantasmas del futuro, reavivando peligros viejos e inventando amenazas nuevas, confundiendo realidad e irrealidad, es decir, hechos un lío. Para colmo de males, no nos basta con sentir temor, sino que reflexionamos sobre el temor sentido, con lo que acabamos teniendo miedo al miedo, un miedo insidioso, reduplicativo y sin fronteras.

José Antonio Marina en Anatomía del miedo.

A la luz de estos fragmentos se sugerían las primeras valoraciones en torno al miedo: quizá los miedos (como, en un sentido similar, también los prejuicios o incluso los estereotipos –ambos temas ya tratados en sesiones anteriores) puedan anticiparnos a situaciones no vividas, a partir de experiencias previas o reacciones instintivas. Concretamente, el miedo podría tener una utilidad de alarma o alerta ante el peligro. En este sentido, la reflexión nos llevaba a recapacitar cómo una buena parte de los miedos que tenemos son miedos elaborados; es decir, aun pudiendo tener una base instintiva o primaria, una buena parte de nuestros miedos pasarían (consciente o inconscientemente) por un proceso de transformación o significación a partir de experiencias e imaginaciones. Nuestra inteligencia alimentaría así nuestros miedos, concretándolos, dándoles forma, liberándolos, imaginándolos (“la inteligencia libera y a la vez entrampa”, decía J. A. Marina en su fragmento).

Esta distinción entre miedos instintivos y elaborados (como convenimos en clasificar) nos situaba en el horizonte de la cultura del miedo: ¿qué sucede con aquellos miedos que son elaborados por colectivos? Y, sobre todo, ¿con aquellos que son elaborados por colectivos con algún tipo de intencionalidad que va más allá de la protección (hacia la manipulación o el control social, por ejemplo)? Para continuar la reflexión en torno al miedo desde un punto de vista social y colectivo empleamos un breve fragmento del documental Bowling for Columbine de Michael Moore en el que se aborda la tenencia de armas en los Estados Unidos y la cultura del miedo (entre otras cuestiones).

A partir de estos argumentos surgían algunas reflexiones y consideraciones que nos llevaban a recapacitar en torno a los intereses generados por la difusión social del miedo. Casos como la industria del miedo (y de la seguridad), el papel de los medios de comunicación y su uso de noticias sensacionalistas de crímenes y peligros para captar audiencias, estrategias mediáticas y político-ideológicas para hacer del miedo un mecanismo de control social (tema parcialmente abordado en alguna sesión previa), etc. Todos estos argumentos y casos apuntaban hacia la relación triangular entre miedo, libertad y seguridad, y la dificultad de alcanzar equilibrio entre los tres polos. ¿Podemos caer en la trampa de elaboración de miedos por agentes externos que hagan uso de nuestros miedos más instintivos y primarios? ¿Y hasta qué punto estamos dispuestos, social e individualmente, a renunciar parte de nuestras libertades para aumentar sensaciones de seguridad que nos tranquilicen ante esos miedos?

Para concluir el encuentro, a petición de varios de nuestros participantes, decidimos realizar un ejercicio para reflexionar sobre nuestros propios miedos. Así, en un último y rápido turno de palabra, decidimos compartir alguno de estos miedos, lo cual nos podría ayudar para descifrar su naturaleza y, quizá, la proyección social de cada uno de ellos. Algunos ejemplos fueron el miedo al futuro, al dolor, a la vejez, a la falta de libertad… Asumida este doble reto de conocer nuestros miedos y superar el propio miedo a reconocerlos ante los demás, concluíamos la sesión dejando abierta la tarea de poder seguir profundizando en ellos y valorar hasta qué punto pueden tener alguna relación con los miedos elaborados propios de la cultura del miedo.

Moderador: Angel Carrasco Campos

Share

« Previous Entries